.

Sabías que en la película "Post Mortem"


Sinopsis: Narra la historia de un empleado en la morgue de un hospital de Santiago de Chile durante los días previos al golpe de estado chileno de septiembre de 1973. Mario, de 55 años, trabaja pasando a máquina informes de autopsias en un depósito de cadáveres. En pleno golpe de Estado chileno de 1973, Mario fantasea con su vecina Nancy, bailarina de cabaret, que desaparece misteriosamente el 11 de septiembre. Tras un violento registro del Ejército en casa de ella, se entera de que han arrestado al hermano y al padre, destacado comunista y partidario de Salvador Allende. Preocupado y enloquecido por la desaparición de la que hubiera sido su amante, Mario se pone a buscar desesperadamente a Nancy. 

Reparto: Alfredo Castro, Marcelo Alonso, Amparo Noguera, Jaime Vadell, Antonia Zegers.

Director: Pablo Larraín

Guión: Pablo Larraín

Fotografía: Sergio Armstrong

Título original: Post Mortem

País: Chile

Lo que se dijo de esta película:

- "Magistral, turbia, necesaria."

- "A ratos impactante y a momentos conmovedor viaje a los sangrientos rincones del pasado. Como el 'Missing' de Costa Gavras lo hace a través de los ojos de un chileno cualquiera."

- espués de una flojísima, para mi gusto, anterior película, Tony Manero, Larraín nos trae una interesante propuesta, que a pesar de tener los famosos planos alargados, en esta ocasión el director consigue que dentro de ellos pasen cosas y ayuda a avanzar la trama. Destacar la interpretación de la pareja protagonista, sobre todo de un gran Alfredo Castro. También remarcar que en este caso, aunque no hay una historia muy definida que contar, más bien es una película basada en un contexto histórico, hay varias situaciones y conversaciones que hacen de ella una película ligera y bien llevadera.

- Increíble película que logra el propósito de adentrarnos en la vida común y corriente de un ciudadano medio chileno y a través de sus ojos mostrarnos el comienzo de uno de los sucesos históricos más terribles y sangrientos de Latinoamerica. Con sus lánguidos planos y pocas palabras el autor nos introduce en la mente de un personaje que no se da cuenta (o no quiere darse cuenta) de lo que pasa a su alrededor, en un momento clave en la historia de Chile.

- Creo que la película está muy bien hecha, quizás por lo acostumbrados que estamos a ver películas comerciales o de Hollywood a algunos les parecerá muy lenta, pero para quien quiera adentrarse en el horror de una dictadura y sus consecuencias, será una pelicula muy clarificante.

- Me gustó muchísimo la atmósfera que logra crear Larrain y las actuaciones de los personajes. Sobretodo destaco las expresiones de Alfredo Castro y Amparo Noguera (esta última en la escena en la que se descontrola por la magnitud de la masacre que se está llevando acabo, es fabulosa!) que en ciertos momentos nos hacen empatizar con sus emociones, miedos, inseguridades personales dentro de un contexto histórico bestial.

- La película es oscura, lúgubre, como las calles de aquel Santiago. Donde, aunque Mario, el funcionario protagonista, demasiado ensimismado por su obsesión con su vecina, no se da cuenta, ocurren cosas que ni siquiera pueden decirse y quizá tampoco verse, pues nadie ve nunca nada, ni los secuestros, ni los disparos, ni las torturas, nadie es nunca el espectador, nosotros tampoco lo somos.

- Respecto a las actuaciones son mediocres, regulares, como ya es una costumbre en el cine chileno. Obviamente estas actuaciones son sobre valoradas por el medio local.

- Cierto es que me ha dejado mejor sabor de boca que la primera entrega de la Trilogía de la Dictadura (aunque tras el final de aquella también me quedé mudo). Sin embargo, diría que caminan sobre una misma línea.
Muy interesante.
- Sinceramente, me cuesta entender que haya directores empeñados en sacar adelante mamotretos como este, productores dispuestos a pagarlos, y espectadores con ganas de padecerlos. Yo creo que entre el "cine comercial" de hollywood y este ladrillo puede haber un saludable término medio...

- Asumiendo las referencias positivas desde el extranjero no es fácil poner a "Post Mortem" en la balanza del juicio especializado y a la vez evaluar con tono popular, que es finalmente quien otorga el ticket de la entrada y la consiguiente referencia en la taquilla.

- Con sus planos alargados, el director no sugiere a teflexionar en las terribles dictaduras militares que se vivieron durante décadas en el sur del continente Americano. La óptica de la guerra dsde una morgue, y desde la mirada fria y gris de un personaje comun y corriente es sumamente interesante. La autopsia de Allende: magistral.

- Las actuaciones en general buenas, la ambientación excelente pero..la película es mala. En su conjunto carece de fuerza. Su valor se encuentra en el mostrar un momento histórico chileno que impresiona pero los diálogos son eso como el título "muertos" o inverosímiles, a ratos hay que hacer un esfuerzo continuar viéndola. Al parecer gozó de buenas críticas de parte de la crítica especializada porque quizás es una película hecha para técnicos del cine, para aquellos que aman divagar sin decir nada concreto, no para un espectador corriente. De hecho al leer sus críticas parece que vieron otra película. Pudo haber sido mejor. Lamentable.


Tráiler:





Te invitamos a ver esta película:





<=======================>


No hay comentarios: